Final de campaña

image

Se despertó temprano, fue al baño, y justo después de lavarse la cara empezó a reirse, recordó instantes del día anterior y la estupidez humana se mezcló con el sabor a dentífrico en una carcajada que casi resultó un exbrupto, un homenaje al término imbecil. Pensó que la RAE debía ampliar el significado de muchas palabras, el comportamiento humano, justo en esas zonas del planeta donde se gozaba de todo, le daba la sensación en que cada día estaba más vacío de todo.

Tras la ducha, se sintió más relaja, no pudo evitar una sonrisa, pero a la vez pensó que no valía la pena ir más allá, analizar, y menos cuando por fin había llegado el día.

Llegó temprano a la oficina, eran los días previos a las vacaciones y tenía un proyecto terminado que tenía que presentar. Era metículosa al extremo en los temas laborales, quizá porque la publicidad iba dirigida a la psique humana, pero en vez de a curarla a manipularla, y volvió a sonreír.

Revisó la historia de nuevo, cada imagen, cada parte que contaba y como vendía el producto, quería que fuera perfecta, la mejor, así había sido desde que asomó a aquel mundo feroz y competitivo al máximo que la había convertido en el ser ácido que aún era, condenado por ella misma a la extinción.

A las diez, puntual, llamó a la puerta de su jefe y entró, el la saludó con una sonrisa que ella le devolvió más amplia que nunca y se sentó frente a él, dejando sobre la mesa su trabajo.

– Tan puntual como siempre.

– Ya sabes, defecto de fábrica.

– Te he observado mientras trabajabas, y no se que habrás hecho en casa, pero aquí, te he visto brillar la mirada más que nunca.

– Lo he disfrutado.

– De eso estoy seguro. Vamos a ver el resultado de tu goce.

Las imagenes se sucedían, incluso sobrepuestas, con parejas de todo tipo y condición, las más se daban la espalda, caminaba en direcciones opuestas amarradas por la cintura por el hilo de la cobardía, el aburrimiento, la comodidad… Otras se convertían en tríos y algunas terminaban en multitudes de besos en distintas bocas.

El final, con una fila de cuerpos arrojandose al vacio con una enorme sonrisa de satisfacción, dejaba ver un slogan: “Si olvidaste el amor, que algo te proteja del sexo: disfruta tu piel, pero no la dejes por el camino” y una marca de preservativos.

– Tu te has vuelto loca, ¿que coño te pasa?

– ¿Por?

– Tenemos que presentarlo mañana, esto es una barbaridad, no incita, aterra, no vende, acojona. ¡Joder Marta! Ultimamente has estado rara pero esto es… No tengo palabras.

– ¿La realidad te asusta?

– ¡Me da igual la puta realidad! Aquí vendemos, no somos sociologos ni periodistas, somos ilusionistas, magos, vendemos sueños, esos que todos tienen y que creen que alcazarán con el producto que queremos que compren.

– ¿Cómo van tus úlceras?

– ¿Y ahora a que viene esa pregunta?

– Solo me estaba encargando de mimarlas, aunque con las veces que te has lanzado al precipicio no serán ellas las que te maten.

Salió del despacho y regresó dejando otro dosier sobre la mesa, en un gesto rápido tomó el anterior, miró a aquel hombre con gesto totalmente confundido y le dijo.

– Me equivoqué de dosier, ese es para otra historia, este es el que tu quieres.

Las imágenes se sucedieron de nuevo, en un fino erotismo invitaban al placer, al deseo y provocaban de una manera sublime.

– ¡Esta es mi chica! Les va a encantar, está hecho. Siempre has sido un genio, pero los últimos meses te has superado. Por cierto, ese otro dossier,  ¿para que es?

– He querido ser yo hasta el último momento, y la típica carta de: “por la presente le comunico que causaré baja en esta empresa el próximo…”

– ¿Que coño estás diciendo?

– Está claro que a algunos hay que explicároslo todo. Te escribiré la puñetera carta. Tu prepara el finiquito. Un mes. Treinta días. Lo dejo.

– ¿Que dejas qué? Me estás jodiendo la mañana.

– Creo que a ti te gustan más otras formas de joder. En fin, la publicidad, el contar estas historias, la manipulación, el engaño, el estrés, han sido quince intensos años. Tengo un maravilloso ático, montones ingentes de ropa y otras pertenencias, muchas banderas en un mapa, la mayor parte siendo tu lacaya, miles de gin tonics de madrugada y aún más cafés por la mañana, un coche de lujo, varios amantes y un abono a todo tipo de dietas, centros de estética y un gimnasio, pero se me olvidó lo más importante… Vivir.

– ¿Y entonces como llamas tu a todo lo que acabas de enumerar?

– Tu acabas de dar la respuesta, números… Los números que te lanzan el precipicio de la única soledad que mata, la que sientes estando contigo.

– ¿Te estás muriendo?

– No, eso lo he hecho los últimos cinco años, cuando dejé de enamorarme de las historias que contaba, de amarlas, de sentir incluso ternura al entregarlas, he tenido orgasmos maravillosos, pero luego el amante se levantaba de la cama sin un beso y lo único que engordaba era mi cuenta corriente, no mi alma.

– Cada vez entiendo menos y ya no se si te has vuelto loca o me quieres volver loco a mí.

– Por fin lo has pillado, nunca has sido muy listo, pero sabías elegir buenos becarios, como un día me elegiste a mí. Sí, me he vuelto loca, tan loca, que lo dejo todo. Se llama Luana, cuenta historias, pero de verdad, es bella por fuera y creo que por dentro, pero de eso nunca se está seguro. No, nunca me gustaron los hombres, pero ya sabes, tú lo has dicho, soy un genio de la manipulación, y algunos ejemplares como tú muy fáciles.

-¿Bollera?

– Feliz. Me debes meses infinitos de vacaciones, recojo y me voy. No te olvides de ingresar todo a finales de este mes, y ese todo es un mucho, no me gustan los pleitos, pero menos me apetece volver a verte.

Sonrió para irse, pero se giró un instante…

– ¿Te acuerdas del bollito de becaria que hace unos meses echaste por que no quiso? Es Luana, y hace una bolleria estupenda, pero os equivocais en la grafía y uso del término, debería ser boyera… Y es un placer infinito.

 

Anuncios

6 comentarios sobre “Final de campaña

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

Champurradas y café

Sentémonos a hablar de todo un poco, en especial de todo. Tus pensamientos son importantes así que dejalos libres.

Conviviendo con la fibromialgia

Es un intento de dar un poco de felicidad a los enfermos de fibromialgia. Un espacio libre de opinión donde todos podemos expresar nuestros sentimientos, vivencias, mejoras, etc.

Besos y Versos

Leer tus besos, sentir tus versos

InspírameConArte

Reseñas y sinopsis de libros. Hablemos de literatura, intercambiemos ideas e inspirémonos con arte! (:

elrincondeevablog

Un rincón personal, dónde escribo en alto mis pensamientos y emociones, esperando aprender, cada día un poco más.

A %d blogueros les gusta esto: